19 feb. 2012

Hoy, por ellas.














Vosotras sois las que me alegráis la mañana, la tarde y la noche.
Las que me quieren por lo que soy y las que me hacéis reír a mas no poder
Sois vosotras las que me dais el brazo entero en vez de la mano.
También sois mis confidentes, a las que les cuento todo y no me juzgan.
Os la repanpinfla lo que digan de vosotras y estáis como una cabra (y eso me encanta)
Sois las que me hacéis feliz y por las que sonreiría a pesar de estar rota por dentro.
Lucía, Ana, no cambies nunca.